L'Atelier, en francés estudio, es el reducto más íntimo de los artistas. Un lugar de creación al que acceden las personas más próximas al artista con un simple fin: disfrutar del arte.
Escogí este nombre porque reflejaba la esencia que quería transmitir al blog. La seducción puede analizarse de muchas maneras y yo buscaba darle un enfoque artístico.
Con L'Atelier pretendo un modelo de seducción emocional, natural y en femenino. Emocional porque prefiero hablar del seductor como un artista que como un ciéntifico. No niego que la seducción pueda ser una ciencia, sencillamente me estimula más verla como el arte de estimular a las mujeres. Natural porque es esa la escuela a la que pertenezco. Una escuela que me enseña a mejorar en mis habilidades sociales en lugar de trucos quasi-esotéricos para engañar a las mujeres. Y en femenino porque a mi lo que me importa es la mujer y su mundo. Los gurús y sus guerras no ocupan espacio en mi vida.

lunes, 16 de febrero de 2009

Audacia e ingenio.


Cat Power.

El otro día me acordé que hace tiempo leí una novela de Jardiel Poncela en la que el protagonista era un seductor, pero no un seductor a la usanza, es decir un seductor natural sino un hombre que había aprendido a seducir de su tío. Busqué el libro para releer los consejos del tío y la verdad es que encontré muy poca cosa útil. Jardiel Poncela se limita a decirnos que el protagonista lo aprendió todo de su tío pero apenas entra en qué es eso que el tío le enseñó. Prácticamente lo único interesante que nos dice es que un seductor tiene que ser permanentemente audaz e ingenioso. Luego lo estuve pensando y la verdad es que como consejo no podía ser mejor...
Por acabar con Enrique Jardiel Poncela si a alguno le ha picado la curiosidad la novela de la que hablo es Pero... ¿hubo alguna vez once mil vírgenes?, auque yo os recomiendo más sus obras de teatro que sus novelas.

Lilly Allen. The Fear.



En la duda, escoge siempre la solución más audaz.

El mundo es de los audaces, de los que lo intentan. Alguna vez lo he comentado, si trabajas el juego interno es precisamente para hacer lo que el común de los mortales no se atreven a hacer. Si quieres seguridad en ti mismo es para hacer cosas audaces, muy audaces. Hace unas semanas un editorial del New York Times calificaba a Barack Obama como el hombre con la confianza suficiente para desafiar todos los convencionalismos políticos - que era demasiado joven, demasiado inexperto, demasiado negro, demasiado poco negro - Como puedes ver había mil razones para que Obama no lo intentara, y ya sabes el final de la historia. Siempre va a haber un motivo para no hacer las cosas así que si realmente quieres algo no pierdas el tiempo esperando a que deje de haber riesgos porque riesgos va a haber siempre.

En el best-seller The Secret Rhonda Bryne afirma la existencia de una ley de la atracción, de rasgos cuasi divinos, según la cual si deseamos algo profundamente lo conseguiremos. Personalmente prefiero una versión menos mística: si deseamos algo DE VERDAD, lo intentaremos y sólo así lo conseguiremos. Realmente ese es el secreto detrás de la Ley de la Atracción: ser audaz, intentarlo.

Pero... ¿qué es ser audaz cuando se trata de seducir? Exactamente lo que te temías: mostrar interés. Audacia es acercarte a una mujer y decirle que es guapa, besarla cuando llega el momento de besarla, piropearla cuando la has encontrado guapa. Seducir es arriesgar continuamente, ignorar los riesgos, la posibilidad del fracaso o la humillación.

Realmente esto es indiferencia al resultado. No hay mayor mentira que esa que dice que las críticas negativas o el fracaso no le afectan a uno. Claro que afectan, y bastante. La cuestión es ¿te afectan lo suficiente como para cambiar tu comportamiento? Al seducir la indeferencia al resultado es pensar de esta manera: me gustas y quiero seducirte, el que me rechaces me va a doler pero no lo suficiente como para desistir del intento de seducirte. ¿Captas la idea? Se audaz, arriesga, muestra interés.

Así que este es mi consejo: en la duda, escoge la solución más audaz. Frente a una disyuntiva opta siempre por la solución que más expuesto te deje. Realmente no tienes nada que perder porque en el supuesto de que fracases, supuesto menos probable de lo que crees, siempre te quedará el consuelo de haber aprendido la lección para la próxima vez. Como dice las francesas: hay que sufrir para estar guapa.

Ingenio.

Salvo con mujeres muy desesperadas la audacia por si sola es insuficiente para conseguir a la chica. Ese algo con lo que hay que combinar la audacia es el ingenio. Podría decirse que el ingenio es el salvoconducto que te permite ser audaz impunemente.

¿Qué es ser ingenioso? Es lo que habitualmente llamamos ser rápido, ser capaz se discurrir o inventar con rapidez. Una persona con ingenio es capaz de improvisar una buena réplica, un comentario gracioso o un piropo.

Pero lo importante no es definir qué es ser ingenioso, de esto ya se encargan los diccionarios, sino por qué ser ingeniosos. El problema de mucha gente a la hora de ser audaz es que actúan sugestionados por la idea de que tienen que hacer algo sublime para presentarse como tíos especiales. En realidad lo que hay que hacer es usar el ingenio para hacer sentir a la mujer especial, para justificar nuestra audacia en su atractivo. Afortunadamente actuando así también nos revelamos como hombres especiales, como hombres capaces de hacer sentir muy bien a las mujeres. Pero no olvides que ese no es el objetivo directo, se trata de que la mujer se sienta especial.

Pondré un ejemplo, esta es una conversación que tuve con una camarera el otro día. No me gusta ligar con las camareras porque bastante duro es su trabajo para encima tener que aguantarme pero el bar estaba muy vacío, mi amigo estaba ocupado con una chica y la conversación surgió entre los dos espontáneamente. Apenas llevábamos hablando un minuto cuando dije:

- Sabes me encantaría ir contigo a Corea del Norte.
- ¿En serio?
- (riéndome) sí claro, me vuelves loco. Por ti iría a cualquier parte del mundo, eso incluye la dictadura más horrible del mundo.
- ja, ja eso se lo dirás a todas.
- Vamos ¿Realmente crees que soy tan freak como para ir por la vida ofreciendo billetes a Pyongang? Lo hago contigo porque me he dado cuenta de que eres una mujer inteligente, con inquietudes. No eres una mujer que disfrute haciendo cola como una turista más sino alguien como yo que siente una enorme curiosidad de ver cómo es el último país del mundo donde le gustaría vivir. Te ofrezco algo tan poco común porque eres una mujer excepcional, fuera de lo normal. (pausa) Lo difícil será encontrar champagne en Pyongang.

La última frase del ejemplo requiere una explicación. Solo la incluiría si percibes que estás yendo muy rápido, con estas bromas liberas el exceso de tensión que puedas crear. Es la típica táctica de dos pasos para adelante, uno para atrás. Solo que aquí no se trata de que la mujer de un paso adelante sino de que no lo de hacia atrás. Con las primeras manifestaciones de interés es muy recomendable guardarte un comentario de este tipo para evitar que la mujer pueda pensar que ha ido muy rápido.

Quiero remarcar otra vez que no es tanto que tengas que hacer algo especial sino buscar algo especial en ella que te permita mostrar interés de forma ingeniosa. Recordad que lo importante no es presentarte como un hombre superior a los demás sino hacerla sentirse superior a las demás. Es por esto que he escogido para este post la música de Lily Allen, porque su nuevo disco se llama It's not me, it's you (No soy yo, eres tú).

Alguno dirá que actuar de esta manera es perder el marco del premio, error de principiante. Si actúas pensando en que tienes que hacer algo para ser percibido como alguien especial es cuando lo pierdes porque buscas su aprobación, que te califique como especial. Actuando como yo digo mantienes el marco porque sigues el esquema: yo escojo, yo te escojo a ti porque eres especial. En este sentido es básico que recordar que la audacia sin ingenio sirve de poco, y el ingenio sin audacia de menos aun.

El gran maestro es combinar audacia con ingenio es Zan Perrion, podéis leer más ejemplos aquí.

23 comentarios:

Ryder dijo...

Hola Mario:

Gracias por este artículo, de nuevo muy acertado. En cuanto a la audacia, sólo quiero añadir que muchas veces nuestro miedo no radica en si vamos a ser rechazados o aceptados, sino en demostrar afecto, "debilidad" emocional, por decirlo de alguna manera. Tenemos miedo a descubrirnos emocionalmente ante una mujer por... en realidad por nada, es un miedo totalmente irracional. ¿Qué va a hacer la chica si le decimos algo que nos gusta de ella? ¿Morder? ¿Pegar? ¿O decir que ya tiene novio?

Eso poco importa. En realidad tenemos miedo de demostrarle que nos gusta, pero no debemos tener miedo a eso por dos razones: primero, ella no nos va a comer por eso, y segundo, por mucho que intentemos ocultar lo que sentimos no sirve para nada, porque las mujeres son más astutas emocionalmente que los hombres y son capaces de saber cómo te sientes, por mucho que uno lo intente ocultar.

En cuanto al ingenio, me viene a la cabeza una frase de Juggler: "Me he dado cuenta de que no gusto a la gente por hacer comentarios inteligentes, sino por demostrarles que ellos me gustan a mi".

Un saludo,

Ryder.

Cyberprimo dijo...

Eres un Crack me gusto el post XD

En lo personal ingenio siempre tuve, lo que tuve que ponerle fue huevos al asunto y ser mas audaz, hasta interiorizarlo y que me saliera natural, como bien has dicho nadie esta excluido del fracaso para mi la cura es sacar algo de ingenio para que el fracaso si llegase a ocurrir quede como una anecdota curiosa y graciosa (formas personales de restarle importancia al asunto).

Sobre el consejo de "En la duda, escoge siempre la solución más audaz." eso es cierto en la realidad hacerlo asi te desmarca del resto.

Te contare una anecdota estaba yo y una TB charlando en la UNI(en realidad me la andaba ligando) cuando saber de donde salio un tio.

Intruso: ¿que hacen? (el tio era amigo de la TB)

Cyberprimo: Pues que no ves tio, me estoy ligando a esta mujer (me giro y le guiño el ojo a la TB)

Creo que este hombre esta haciendo mal tercio aqui (en tono broma dirigiendome a la chica)

Chica: Si vdd (se rie)

El tio cruzo dos tres palabras de despedida y se fue un poco cabreado XD, En lo personal era la primera vez que me daba por Maguear, la vdd estaba aburrida la mañana y no iba a dejar que me quitaran lo chulo del dia XD.

Saludos ;)

figuro dijo...

Hola Mario

A mi entender, tu post tiene una gran similitud con la novela de Jardiel Poncela que nombras a su comienzo. Realmente no dices nada concreto, no das ninguna clave pero al fin y al cabo eso es la seducción.

Me gustan estos post conceptuales porque a mi entender eso es la seducción, un montón de conceptos que hay que poner en practica en el campo de juego y que es imposible dar pautas mas allá de los propios conceptos.

Incluso te diría que entre la audacia y el ingenio todo terminaría reduciéndose a la audacia. Porque si eres audaz y te atreves con el mundo, vas aprendiendo a reaccionar y eso te lleva a tener el ingenio que se necesita.

Un saludo

Benjamin dijo...

FELICIDAD (Vicentico)

Felicidad,
Me invitaste a tu fiesta y no fui
No me animé,
Si llegué hasta el zaguán y volví
Y esa baldosa que pisé al volver
Nunca jamás yo las volví a ver
Tampoco una noche tan clara
Donde te pusiste delante de mí
Fuiste un regalo que no pude abrir
Quemó mis manos y me fui
Pensando en que el tiempo
Haría las cosas por mí.

Y aunque esa calle siempre sigue igual
Yo nunca pude volver a encontrar
Aquella baldosa camino a tu casa en el mar.

Y aunque esa calle siempre sigue igual
Yo nunca pude volver a encontrar
Aquella baldosa camino a tu casa en el mar.

Felicidad... felicidad...
La soledad disfrazada
Estaba escondida detrás de tu cara

Felicidad... felicidad...
Estuvimos los dos frente a frente
La quise besar y se fue de repente

(Como un rayo se fue y yo me di la vuelta, me di la vuelta)

Felicidad... felicidad...
Ni valentía, ni temeridad
La ansiedad pudo más,
Y me volví sin un beso.

Felicidad... felicidad...
Parados los dos frente a frente
La quise besar y se fue de repente

Felicidad... felicidad...
Llegué hasta el hall, llegué al portal
Y me volví, pegué media vuelta y me fui

Felicidad, felicidad.

¡Si yo hubiera descubierto
Esa trampa que me has puesto!

Centinela de un amor que no fue
Aquel zaguán

Felicidad... felicidad...

Mario di Domenico dijo...

Gracias por vuestros comentarios.

Ryder muy interesante tu enfoque del miedo al fracaso como miedo a mostrar sentimientos. Es cierto que los hombres tenemos cierta tendencia a esconder nuestras emociones. ¿Miedo a que al mostrarlos estamos revelando nuestro punto débil? Quizá el problema sea en ver a la mujer como un enemigo que te destrozará si descubre tu punto débil, y no como un aliado que correrá a protegerlo.

Cyberprimo. Me alegro que tengas ingenio, tu anécdota lo confirma, es mucho más fácil aprender a ser audaz que a ser ingenioso.

Figuro, las explicaciones de Jardiel Poncela no es que sean abstractas, es que son inexistentes. Aun así es un placer que le comparen a uno con genios como Jardiel Poncela.
No tengo más claro que preferiría ser un audaz sin ingenio o un ingenio sin audacia. De noche ganaría uno, de día el otro. Y las batallas definitivas se juegan de día...

Benjamín, ya era hora de que alguien trajera la poesía al blog.

Benjamin dijo...

Mario, escuchaba esa canción de Vicentico mientras leía tu post y me pareció increíble la similitud entre ambos contenidos... Si no actúas con audacia e ingenio, terminarás recordando la letra de esa canción... "Ni valentía, ni temeridad, la ansiedad pudo más y me volví sin un beso". Me recuerda un post que es una traducción tuya de Zan Perrion de noviembre de 2007 titulado "Nuestro miedo más profundo"

La frase del día que pondré en mi MSN... "El ingenio es el salvoconducto que te permite ser audaz impunemente"

Gracias por estar de vuelta!!!

Caruso dijo...

Hace mucho no leia un post tan llenador. Es diferente... y eso es lo que lo hace especial.

Hacerla sentir especial, como tu dices, para luego justificar que te interesas en ella... que gran clave. Despues de todo... eres el premio y no te irias con ella al menos que sea una chica especial... ¿No?

Continua, continuando ;)

miki dijo...

Cat Power si que mola ves...próxima entrada, ¿cómo seducir a Cat Power? :P

Neko dijo...

¡Gran post, Mario!

La verdad es que echaba de menos algo de Juego interno, que es mi tema predilecto. Y hablando de la audacia, nada menos...

Personalmente coincido en todo lo que dices sobre la audacia y el ingenio, y creo también que, como dice Cyberprimo, el ingenio se va adquiriendo automáticamente cuando se es audaz y uno juega para ganar. El ingenio nace como de la chispeante necesidad de conseguir sacarle brillo a la vida. Quien ha aprendido que puede tener lo que quiera cuando quiera, rara vez volverá a quedarse parado y conformarse.

Puede también que Rhonda Byrne hable de audacia, y habla sobretodo de esa "lucha no desesperada", que le llamo yo, por conseguir tu meta. La Ley de la atracción se resume a "mueve el culo y ten fe ciega en ti mismo". Por eso todos los grandes de la seducción aconsejan que partamos de la premisa de que resultamos atractivos a las chicas.

Si crees en ti mismo no dudas tanto. Si no dudas tanto te sientes más seguro. Por tanto lo demuestras...Con seguridad puedes ser audaz y brutalmente honesto, a la par que confiable y carismático, y sobretodo, tú mismo. Solo que con el plus de que atraes precisamente por lo que eres: Alguien que ha tenido los huevos de desnudarse ante el mundo y encima levanta pasiones. Entonces es cuando tienes "el Secreto"; el social al menos...

Y me gustaría seguir comentando tu post, Mario -porque de verdad que me parece muy bueno-, pero el blog es tuyo, tío. Así que dejo de acaparar y que se multipliquen los comentarios.

Gracias por colgar el enlace a mi blog. En breve escribiré mi primer post, estad atentos ;)

Franky Molotov dijo...

No entiendo tu manía de intentar hacernos creer que no pensemos que somos el premio. (No me pico por nada, es que casualmente esta semana te estado leyendo artículos sueltos y en alguna ocasión decías lo mismo jajaja)


Citando a Zan:

"Juego con la ventaja de no sentirme intimidado por ninguna mujer. Mi método es muy sencillo: interpreto cualquier cosa que una mujer haga o me diga como un IDI. Y punto. Me desea. Y cuando tú lo crees, ellas no tardan en creerlo también"

Incluso tu mismo dices que hay que arriesgarse. Que esa es la opción que más beneficios nos puede traer.

Pero ¿Cómo, partiendo de una base de frusco, con mis inseguridades y mis miedos, puedo conseguir el marco de premio si ser "yo mismo" es un cáncer para mi juego, y menos aún puedo lograr que ella se sienta especial?

Tal vez cuando dejas de ser principiante, las cosas se ven más fáciles.

Un saludo tete. Me gustó este post.

Mario di Domenico dijo...

Gracias por vuestros comentarios.

Cat Power es una vieja conocida del blog, alguna vez ya había puesto su música. Sobre cómo seducir a Chan Marshall, si alguna vez lo consigo prometo venir aquí a contarlo.

Neko, no problem en que comentes. Al que no le gusten tus comentarios que no los lean.

Franky Molotov no entiendo lo que quieres decir. Yo a lo que me opongo es que se llame marco del premio solo a jugar indirecto pero la idea del marco del premio me parece sensacional.

Benti dijo...

Este tipo de comentarios me salen siempre solos, el problema es parar, cambiar de nivel o no descalibrar...

Tendré que observarme más cuando ando con ellos.

Si te pasas pareces inseguro y que inviertes mucho en agradar con una jerga que ha sido ingeniosa una vez y la repites para seguir teniendo atención...

Si descalibras, estas simplemente fuera.

Algún consejo Mario?

Ryder dijo...

Hola Franky:

Ya que citas a Zan, él dice varias veces en las entrevistas que tiene colgadas en su página web que se considera el premio, pero que también considera a la chica como un premio.

Que tu tengas un marco de premio no quiere decir que la chica no lo tenga. Si no tuviera ningún valor, no te hubieras fijado en ella, y por lo tanto tampoco tendrías ninguna causa para mostrarle tu interés. Por tanto, es muy difícil que surja algo entre tu y ella.

Hay muchos gurús que se dedican a vender la idea de que uno es el premio y la mujer no. No sé de dónde viene ese afán por sentirse superior a los demás, en particular superior a las mujeres. Supongo que nace de la inseguridad que sienten los seguidores de esos gurús, y éstos aprovechan la coyuntura para engancharlos.

También tienes que tener en cuenta que no hablamos de especímenes con los que hacer experimentos, estamos hablando de seres humanos con personalidad y voluntad propias.

Neko dijo...

Buenasss. Gracias Mario por ser tan majo e invitar a postear. Es simplemente que me cuesta resumir y no quiero que mis comentarios sean más largos que tus posts jejeje. Intentaré condensar...

Franky, entiendo tu preocupación y a mí al principio me costaba encajar todas esas ideas nuevas en mi vida. Si quieres te cuento cómo lo veo yo y tal vez eso te ayude:

Estoy bastante de acuerdo con Ryder en lo que dice, y te diré más: mi seguridad me la curro día a día y surge de una premisa básica de la psicología: "tú vales por lo que eres, porque eres tú y eres único, con tus virtudes y tus defectos". Esto es bastante profundo y tardarás un tiempo en interiorizarlo, porque supone valorarte y quererte SIEMPRE independientemente de lo que hagas o dejes de hacer; de que la cagues, o no; ligues mucho, o no.

Esto que cuento es aplicable a todo, no sólo a la seducción. Pero encauzándolo al tema de la seducción, el marco del premio es importante, pero tiene sus 'peros'. Obviamente, si tienes una buena autoestima, te valorarás como a alguien especial (que no superior a los demás, ojo), como un premio. Sabes que vales y que eres diferente, y quieres hacérselo ver a ella. Ahora bien, si te acercaste a ella es porque tú también quieres tu premio (y esa es ella).

Las mujeres quieren tener a alguien especial a su lado, pero sobretodo quieren a alguien que las haga sentirse especial. Ellas no quieren ser el premio, tampoco. ¿Entonces quién es el premio? Zan dice que el premio es la relación, la mezcla de tú + ella. Las aventuras que viviréis juntos.

Concluyendo, la palabra "premio" no es la que mejor encaja aquí, es sólo el nombre de una técnica. La clave está en sentir que es una auténtica suerte para cualquier chica tenerte de amante o de novio, porque nadie más es "FrankyMolotov". Debes también saber venderte, y no venderte barato, pues. Pero ser muy valioso y ser lo mejor del mundo son cosas muy distintas.

Cada uno de nosotros es único a su modo, y ella también. Házselo ver para que se sienta especial. Y tú conoce bien el producto que vendes, porque habrá más productos parecidos en el mercado, pero lo que hace tan exitoso a Apple no es que se compara con Microsoft, sino que cree en el producto que vende.

"Be Apple, my friend."

-Otro comentario-evangelio de Neko-
Jajajaja

Franky Molotov dijo...

Gracias tios, me vais despejando la neblina en el largo camino de la seducción.

Dios Neko tenía de fondo sonando "Anthem - Zebrahead" y la verdad es que junto tu "minipost" me has motivado bastante. (Sin menospreciar a MdD y su blog completo xD). Me parece sublime la frase de Zan que has mencionado "El premio es la relación, la mezcla de tú + ella. Las aventuras que viviréis juntos.

De ahí que sea necesario como había leído por ahí "crear un mundo para ella en el que seáis los protagonistas" y bueno las rutinas que ello conlleve.

Voy a buscar maneras de subirme la autoestima post-exámenes para que mi marco sea el adecuado.

Por cierto, me ha hecho gracia por que en mi nick siempre tengo puesto "Be Franky my friend" xDDDD


Ryder, no veo a las mujeres como "especimenes" aunque algunas deberían catalogarse como tal xD
Me parece que había olvidado algo que has dicho y me harán no pasarme de "guapo" Ellas tambien tienen el marco de premio

En todo caso el que experimenta soy yo conmigo cada vez que salgo.

He ido cogiéndole un extraño gusto a esa mezcla de miedo que te entra cuando estas totalmente expuesto a un set. Es como una droga.

Un abrazo.

Marcos. dijo...

"Audaces fortuna iuvat", la fortuna ayuda a los audaces. Y otra vez la sabiduria clásica se muestra relevante. Ya ves Mario yo me he ido un poquito mas atras de Jardiel. Pero creo que convendrás conmigo que ese adagio se adapta perfectamente a tu artículo.

No veo que yo pueda aportar nada mas a todo lo dicho. Y convengo con todo.

Un saludo.

Fran dijo...

Franky Molotov, tu lo que quieres decir es ¿como conseguir un marco de premio? ¿es eso?

Franky Molotov dijo...

Si, pero si eso conlleva perderlo por actuar como si lo tuviera (en juego interno), en lugar de tenerlo, como dice MdD, las tias se dan cuenta.

Así que andaba algo perdido en esta filosofía. Estudiaré lo que piye ¿alguna recomendación?

Mario di Domenico dijo...

Magníficos comentarios.

No añadiré nada y contestaré a Benti que ha hecho un aporte que ha quedado un poco descolocado por el debate sobre el premio.

La mejor forma de no pasarte de simpático es escalar. Si ves que te diviertes y que ella se divierte no esperes más a subir de nivel. Mete algún comentario de interés, haz kino o intenta un beso. Recuerda: hay ser audaz.

Un abrazo, MdD

Juntaletras dijo...

Gracias por tus posts Mario. Llevo un par de meses intentando meterme en esta comunidad de los "aven" y he de decir que tu estilo es el que más me gusta, no tan mecánico como otros métodos, más natural incluso, no se, más honesto tanto con uno mismo como para con las mujeres.

Espero poder aprender y poner en práctica primero ese necesario juego interno y luego, "tirarme a la piscina".

Un saludo.

Anónimo dijo...

Vaya sorpresa que me he llevado con este artículo. Además de porque es oro puro, hablas de una novela que me encanta. Cierto que no es muy didactica, pero es impresionante que alguién pueda tener este sentido del humor hace tanto tiempo.

Me acuerdo que el señor Valdivia, el protagonista, afirma que hay tres cualidades fundamentales que debe tener el seductor:
-ingenio y audacia
-vestir bien
-crueldad

Hoy en día quitaríamos la crueldad y añadiríamos algunas otras a la lista. Pero puede que en aquella época (principios del s.XX)sea una lista en parte válida. Claro que habría que tener en cuanta que el personaje del seductor es una caricatura, pero como cualquier caricatura en el fondo es verdad.

Gracias por este artículo, Mario. Es una ganga tener la posibilidad de entrar en tu blog y cogerse un empacho de sabiduría en cualquier momento. Es una pena que no sigas escribiendo por aquí. Espero que se temporal.

Un saludo,
Vensas

ilusionista dijo...

muy acertadas, eso es lo que he comentado en otros post, hablan cosas sobre contar cosas para tener mas valor, pero eso me parece ser necesitado, acutuar como el premio (para impresionarla y seducirla a ella) jajajaja es muy necesitado, hacer negas para que ella quede a tu nivel me parece que estas metiendo esa meirda de es mejor que vos,por lo tanto es mas que necesitado, pavonearse para ellas es tambien ser nesecitado, memorizacion de rutinas para impresionarlas y para no quedarte sin material, es muy necesitado, por que no confias en vos mismo, estoy a favor al 100% de mario no hay problema en hacerla sentir la mejor de las mujeres. en celebrarlas. este es el mejor blog de seduccion en español

ilusionista dijo...

no estoy ni en contra ni a favor de neko, pero no estoy de acuerdo con la ley de la atraccion, prefiero el poder del ahora de eckart tolle, me fascinan estas joyas de mario, gacias a mario y a zan, he cambiado mi percepcion de la seduccion y las mujeres.